Home / Internacionales / Médicos cristianos demandan al Estado por obligarles a participar en suicidio asistido

Médicos cristianos demandan al Estado por obligarles a participar en suicidio asistido

“Los médicos cristianos que representamos creen que cada vida es sagrada y llena de valor inherente y que el suicidio asistido acaba con una vida humana inocente sin justificación”, dijo el abogado Lippelmann

Dr. Mark Lacy, médico licenciado en Nuevo México y miembro de las Asociaciones Médicas y Dentales Cristianas / Alliance Defending Freedom

(Noticias CBN).-

SANTA FE.- Un médico cristiano, junto con la Asociación de Médicos y Dentistas Cristianos (CMDA, por sus siglas en inglés), ha demandado al estado de Nuevo México por promulgar una ley que obliga a los médicos a facilitar los suicidios asistidos de forma que viola sus convicciones religiosas y su ética profesional.
La demanda federal fue presentada en su nombre por abogados de Alliance Defending Freedom (ADF), un bufete de abogados sin fines de lucro especializado en derechos religiosos.
“Nuevo México está obligando ilegalmente a los médicos a transmitir un determinado mensaje sobre el suicidio asistido, incluso si se oponen por razones de conciencia o fe”, dijo el abogado principal de ADF, Mark Lippelmann. “Los médicos cristianos que representamos creen que cada vida es sagrada y llena de valor inherente y que el suicidio asistido acaba con una vida humana inocente sin justificación. El gobierno no debe obligar a los médicos a renunciar a sus convicciones religiosas, morales y éticas”.
La demanda contra el estado explica que, a pesar de las condenas históricas del suicidio asistido, Nuevo México promulgó la Ley Elizabeth Whitefield de Opciones para el Fin de la Vida en 2021. La ley todavía requiere que los médicos que son objetores de conciencia faciliten el suicidio informando a los pacientes sobre el suicidio asistido y refiriendo a los pacientes a médicos y organizaciones que participarán en poner fin a sus vidas.
Si los médicos se niegan a participar basándose en sus creencias religiosas o en su ética profesional, pueden ser sancionados con importantes responsabilidades penales, civiles, administrativas y profesionales. También corren el riesgo de perder su licencia médica.
Entre los demandantes en el caso se encuentra la CMDA, una asociación nacional de profesionales sanitarios cristianos de conciencia cuyas convicciones religiosas personales y ética profesional se oponen a la práctica del suicidio asistido. El Dr. Mark Lacy, miembro de la CMDA, es un médico con licencia en Nuevo México que se unió directamente a la demanda.
Los abogados de la ADF presentaron el caso, Lacy contra Balderas, ante el Tribunal de Distrito de EE. UU. para el Distrito de Nuevo México.

UN TRIBUNAL YA FALLÓ EN CONTRA DE CALIFORNIA EN UN CASO SIMILAR

En septiembre, un tribunal federal dictaminó que la ley de California violaba los derechos de la Primera Enmienda de los profesionales médicos al obligarles a participar en el suicidio asistido por un médico en contra de sus convicciones religiosas y su ética profesional.
California legalizó por primera vez el suicidio asistido por un médico en 2015 con la aprobación de la controvertida Ley de Opción del Final de la Vida o SB 380. Fue promulgada por el entonces gobernador Jerry Brown (demócrata). La ley permite que un adulto diagnosticado con una enfermedad terminal, que cumpla con ciertos requisitos, solicite medicamentos de ayuda para morir a su médico tratante.
Los abogados de la ADF que representan a un médico y a la CMDA pidieron al Tribunal de Distrito de EE.UU. para el Distrito Central de California que detuviera la aplicación, mientras prosigue su demanda, de la ley estatal que obliga a los médicos a participar en el suicidio asistido.
El tribunal accedió.
Los médicos cristianos “han demostrado que es probable que sufran una violación de un derecho constitucional en ausencia de una medida cautelar…”, escribió el tribunal en su opinión en Christian Medical & Dental Associations v. Bonta. “El resultado final de este requisito es que los proveedores no participantes se ven obligados a participar en la Ley a través de incluso su requisito de documentación, a pesar de sus objeciones al suicidio asistido”.
“Nuestros clientes buscan vivir su fe en su práctica médica, y eso incluye valorar cada vida humana confiada a su cuidado. Participar en un suicidio asistido por un médico violaría claramente sus conciencias”, declaró entonces Kevin Theriot, abogado principal de la ADF, en un comunicado de prensa.
Theriot argumentó ante el tribunal en nombre de sus clientes que impugnaron la ley de California.
“Nos complace que el tribunal haya seguido la decisión del Tribunal Supremo de EE. UU. en el caso NIFLA contra Becerra, que aclaró que las protecciones de la Primera Enmienda se extienden a los profesionales médicos religiosos”, dijo.◄

About Verdad y Vida

Check Also

Grupo cristiano del Reino Unido elogia al Parlamento por su oposición “sin precedentes” a la prohibición de la terapia de conversión

“Esto nunca había sucedido antes” (Ryan Foley – Christian Post),. Un grupo de defensa cristiana …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *