Home / Destacadas / Organización humanitaria enseña valores bíblicos a niños venezolanos en Colombia

Organización humanitaria enseña valores bíblicos a niños venezolanos en Colombia

Equipos de Samaritan’s Purse dirigen clases bíblicas en varias comunidades de inmigrantes para recordarles que Dios los ama y que no se ha olvidado de ellos

Los niños de Cúcuta escuchan el Evangelio en una clase que se realiza en una iglesia local / Samaritan’s Purse

(Evangélico Digital).-

CÚCUTA.- Hace tres años, cuatro hermanos emigraron desde Venezuela a Colombia con su madre, en busca de mejores condiciones de vida. Estaban entre los muchos venezolanos que huyeron de su país natal, ya que este experimentaba una crisis económica que dificultaba conseguir comida y medicamentos.
La familia se asentó en Bucaramanga, al norte de Colombia, donde los inmigrantes han construido estructuras improvisadas hechas con madera y plástico, por lo cual los días lluviosos son particularmente complicados. Dado que la casa de los hermanos no está impermeabilizada, toda pertenencia que tienen suele mojarse.
A pesar de los desafíos, los hermanos (Solmary, de 13 años; Alejandro, de 8; Uriel, de 5 y Babi, de 3) no se han perdido una clase del programa de educación infantil de la organización humanitaria cristiana Samaritan’s Purse porque quieren aprender más de Dios.
Los equipos dan clases bíblicas a los niños inmigrantes venezolanos (de 4 a 17 años), tres veces por semana. Los pequeños aprenden sobre temas bíblicos como el carácter de Dios, la salvación, la oración y la adoración, además de cómo demostrar a otros la bondad, el respeto y un espíritu de generosidad. También brindan una guía de prevención contra el tráfico de personas.
Muchos de los niños mayores asisten a la escuela en la zona, pero los maestros de Samaritan’s Purse ayudan a algunos de los más pequeños a aprender a leer y a escribir mientras estudian la Biblia.
“No es raro que los niños lleguen a clase tristes y retraídos, oprimidos por las luchas diarias que sus familias experimentan. Es posible tengan hambre por no tener suficientes alimentos para comer”, explica Diego Páez, el coordinador del ministerio en Bucaramanga.
“Para combatir esto, les proveemos un bocadillo en cada clase, les damos un abrazo y les decimos cuánto los ama Dios. Hacia el final de la clase, su actitud a menudo se ha transformado. Sonríen, cantan canciones y hacen manualidades, disfrutando del tiempo destinado a ser simplemente niños”.
“Varios niños han orado para recibir a Jesucristo como su Salvador”, asegura Páez.

UNA CANCIÓN NUEVA PARA EL SEÑOR

En Cúcuta, Colombia, cerca de la frontera con Venezuela, Samaritan’s Purse está desarrollando un ministerio de niños similar en tres comunidades.
Rubén, de 10 años, y su hermano asisten a la clase en una iglesia local. Como aspirante a músico, a Rubén le encanta observar a su maestro cuando toca la guitarra durante las canciones de adoración. Las lecciones sobre Dios lo inspiraron a convertir en canción el Salmo 104:24: “¡Oh SEÑOR, cuán numerosas son tus obras! Todas ellas las hiciste con sabiduría”.
“Siento una conexión con Dios cuando estoy aquí”, dijo Rubén sobre las clases.
Algunos alumnos han escrito canciones de agradecimiento para sus maestros, expresándoles cuán importantes han sido las clases para ellos.
“Es asombroso ver el entusiasmo de los niños por participar en cada actividad; realmente disfrutan las canciones, los juegos y las enseñanzas”, afirma Martha Chinchilla, miembro del personal que sirve en el programa del ministerio de educación cristiana. “También se los incentiva a aprender versículos bíblicos y a recitarlos a la semana siguiente”.
“Los niños expresan un deseo nuevo por orar y cantar a Dios”, dice Chinchilla. “También manifiestan un mayor interés por conocer la Palabra de Dios. Han pedido que les dieran Biblias y las reciben con gran gozo”.◄

About Verdad y Vida

Check Also

Argentina./ El Senado aprueba proyecto de ley que declara el ‘Día Nacional de las Iglesias Evangélicas y Protestantes’

En una próxima sesión del Senado se dará tratamiento a esta iniciativa y se convertirá …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *