Home / Opinion / Primeros principios de la economía bíblica (21 y 22), Vladimir Martínez

Primeros principios de la economía bíblica (21 y 22), Vladimir Martínez

El derecho de propiedad significa mayordomía de la propiedad bajo Dios; que la mayordomía quiere decir el uso de la propiedad de manera responsable ante Dios

/ Freepik

21. Afirmamos que los diferentes deseos, necesidades, habilidades y conducta de las personas dan como resultado diferencias en sus capacidades productivas, de allí también el que merezcan recompensas diferentes.
Negamos que sean injustas las recompensas diferentes por labores diferentes.

LA PROPIEDAD
22. Afirmamos que el derecho de propiedad (material, intelectual, etc.) es una recompensa justa por el trabajo (Lucas 10:7; Deuteronomio 8:18); que el derecho legítimo de propiedad también conlleva el recibo de herencia o dones (Génesis 31:14-16; 48:6; Levítico 25:44-46; Números 18:21; Proverbios 13:22; Mateo 21:38); que el derecho de propiedad significa mayordomía de la propiedad bajo Dios; que la mayordomía quiere decir el uso de la propiedad de manera responsable ante Dios; que el hombre es responsable ante Dios por el uso de todos los tipos de riqueza, material y no-material, incluyendo los talentos, el tiempo, la tierra, el trabajo, los materiales, el conocimiento, las relaciones, y cualquier otro medio para producir, mantener y distribuir la riqueza; que la mayordomía responsable requiere conocimiento de los principios éticos de las Escrituras; que la mayordomía es tanto individual como corporativa; que la mayordomía requiere la libertad responsable de pensar, hablar y comportarse según la conciencia de uno; y que la responsabilidad requiere la habilidad de controlar aquello por lo que uno es responsable.
Negamos que el concepto cristiano de mayordomía niegue el derecho de propiedad privada y familiar; que la mayordomía pueda ser conducida sin el derecho de propiedad y la libertad; que los individuos y los grupos puedan ejercer la mayordomía de manera apropiada mientras se es coaccionado por el gobierno civil o por otros; y que la responsabilidad ante Dios requiera el mismo uso de la riqueza para toda la gente (Lucas 19:26; 8:18; Mateo 13:12; Marcos 4:25).

Vladimir Martínez
Pastor, ingeniero estructural y politólogo

About Verdad y Vida

Check Also

Primeros principios de la economía bíblica (31 y 32), Vladimir Martínez

Negamos que Dios desee que el gobierno civil redistribuya la propiedad tomándola del rico para …

One comment

  1. Si pues así es somos herederos legarmente, y esto es de parte de de Dios. Solo q tenemos q ser responsable, de cualquier tipo de herencia q recibamos, la herencia es ley de Dio, pero debemos ser tajante con lo q recibimos, y muy responsable, esta escrito, en Gn 16 allí esta claro q las herencias, recibidas deben ser, cuidadas con mucha sabiduría, vienen de parte de Dios, no se puede negar, es necesario obtener las ya se material, de la índole q sea, pero hay q ejercer mayordomia, mientras el gobierno civil gestiona

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *