Home / Suplemento 22 Aniversario / La familia en la mira

La familia en la mira

La familia no sólo es la base fundamental de la sociedad, sino de la Iglesia. Es la primera institución establecida por Dios con roles bien definidos para cada integrante de ella. Si tenemos familias sanas tendremos una sociedad sana y una iglesia sana y fuerte.
¿Qué nos hizo tomar como tema a la familia del presente siglo? La preocupación que nos mueve como comunicadores cristianos acerca de la crisis y las amenzas de esta sociedad postmoderna contra la principal institución socio espiritual creada por Dios.
Desde los matrimonios de hecho (concubinato), divorcio, aborto, uniones de personas del mismo sexo (que jamás se podrán llamar ‘matrimonio’), pasando por la violencia en el hogar, relaciones sexuales depravadas, drogas, alcohol y un buen grupo de detonantes sociales antagónicos a Dios y su Palabra contenida en la Biblia, han colocado a la familia al borde de un precipicio.
Esquemas deformados de familia, pero «socialmente aceptados» por mentes depravadas y carentes de temor de Dios, están llevando a la sociedad mundial a una crisis estructural  que terminará en la peor catástrofe del mundo, mucho más letal y destructiva que las hecatombes naturales y armamentistas. No hay nada peor que destruir lo establecido por Dios, es el más grave pecado, y mientras exista mundo «la paga del pecado es muerte», asegura la Biblia.
La familia que Dios estableció desde la creación misma  se inicia y sustenta con la unión de un hombre con una mujer (Génesis 2), al unirse ambos son una sola carne, y el Nuevo Testamento manda a la mujer a estar sujeta al marido y éste a Cristo (también manda al marido a amarla como a sí mismo), haciendo del matrimonio un tipo de relación como la de Jesucristo con su Iglesia eterna; cuando esto se trastoca, cambia o destruye, automáticamente el matrimonio sufre y, por ende, la familia. Son esas desviaciones las que traen el resto de los problemas a la familia y la sociedad.
Basta con que echemos una miradita a nuestro alrededor para corroborarlo…
Dios jamás aceptará nada que se salga del patrón que estableció en las Sagradas Escrituras; pensar que aceptará la unión del mismo sexo, divorcio no generado por adulterio, aborto, paternidad irresponsable, machismo, violencia, matriarcado, entre otros, es la falacia más grande que se nos pueda ocurrir. Los fundamentos divinos presentes en la Biblia no cambiarán jamás, Su Palabra es eterna; o nos alineamos con el Señor y obedecemos a la Biblia o viviremos las consecuencias en este mundo y en la eternidad.
En este Suplemento Especial 22 Aniversario, tenemos como invitados a un grupo de ministros del Señor de Venezuela y diferentes naciones del mundo, todos especialistas en el tema de la familia, los roles de sus miembros y los peligros que amenazan a la principal institución de este planeta; estos invitados de lujo nos darán una amplia mirada de la familia desde la base de las Sagradas Escrituras. Bendecimos a Dios por la vida de estos líderes cristianos, sus experiencias son enriquecedoras, formativas, correctivas y orientadoras.

Nota: El por qué usted leerá más entrevistas de ministros cristianos internacionales que de venezolanos en este Suplemento, se debe a que nuestros compatriotas hicieron caso omiso a nuestras insistentes llamadas y correos electrónicos, a pesar de haber adquirido el compromiso de participar en esta edición especial aniversario. Vale la aclaratoria a nuestros lectores y el exhorto a aquellos que se comprometen y no cumplen (Eclesiastés 5:5).

Georges Doumat B.
@GeorgesDoumat
[email protected]

About redaccion

Check Also

Norma Pantojas: Cambiar la manera de pensar a través de la literatura

(Verdad y Vida – REDACCIÓN).- La literatura ha sido el canal fundamental de aprendizaje para …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *