Home / Suplemento 26 Aniversario / “Hay una gran variedad de grupos dentro de las iglesias que fueron engañados”

“Hay una gran variedad de grupos dentro de las iglesias que fueron engañados”

“Apóstoles, profetas, evangelistas, pastores, maestros, misioneros, ministros y líderes que pertenezcan a iglesias u organizaciones [y sean apóstatas], dejan de pertenecer a la verdadera y única Iglesia de Jesucristo”

El Rvdo. Orlando Anzola, director del ministerio profético «Despiértate tú que duermes» citó a William Mac Donald para profundizar en el tema de la apostasía: un apóstata es alguien que ha oído las grandes verdades de la fe cristiana, se ha convencido intelectualmente de que Jesús es el Cristo, e incluso ha hecho profesión de cristianismo, aunque nunca ha sido verdaderamente salvo. Después de haber gustado las buenas cosas del cristianismo, renuncia totalmente a ellas y repudia al Señor Jesucristo. En Hebreos 6 aprendemos que este pecado es conducente a muerte. Los que cometen este pecado no tienen vía de escape, por cuanto han actuado “crucificando de nuevo para sí mismos al hijo de Dios y exponiéndole a la pública ignominia”» (Hebreos 6:6).
Señaló que algunas de las causas de la apostasía, según la Palabra de Dios son: «dejarse engañar, no permanecer en Cristo, no perseverar en el evangelio, negar la resurrección de los muertos, no permanecer en la libertad con que Cristo nos hizo libres, no mantenerse firmes en la fe y moverse de la esperanza del evangelio, los que no permanecen en el fundamento de los apóstoles y profetas, siendo la principal piedra del ángulo Jesucristo mismo, escuchar a espíritus engañadores y a doctrinas de demonios, no conformarse a las sanas palabras de nuestro Señor Jesucristo, y a la doctrina que es conforme a la piedad, la codicia al dinero, apartarán de la verdad el oído y se volverán a las fábulas, tener corazón malo de incredulidad y apartarse del Dios vivo, los que no les aprovechó el oír la Palabra de Dios, por no ir acompañada de la fe, los que fueron iluminados y gustaron del don celestial pero recayeron, los que se dejan engañar y seducir por los falsos maestros negando al Señor que los rescató, los que dejan el camino recto y se extravían, los que creen a todo espíritu y no los prueban, los que no contienden ardientemente por la fe que han recibido, los que convierten en libertinaje la gracia de Dios y niegan a Dios el único, soberano, y a nuestro Señor Jesucristo, los soñadores que mancillan la carne, rechazan la autoridad y blasfeman de las potestades superiores».

¿Cómo se manifiesta o se ha manifestado la falsa doctrina en la actualidad?
– En mi opinión, hay una gran variedad de grupos o movimientos dentro de las iglesias o congregaciones en Venezuela, que fueron engañados por otro Jesús, otro espíritu u otro evangelio (2ª Corintios 11:1-4), tales como: confesión positiva, reino ahora o domionismo, la mal llamada prosperidad o teología de la prosperidad, decretos y declaraciones proféticas, no hay arrebatamiento de la Iglesia del Señor Jesucristo, la generación del vino nuevo y el odre nuevo, la Iglesia sustituye a Israel, el ecumenismo, el nuevo sincretismo religioso, evangélico, cultural, esotérico, filosófico y afrodescendiente, la nueva era, entre otros.

¿Qué diferencia hay entre falsa doctrina y la apostasía?
– Eso dependerá de lo que cada pastor, ministro, líder, iglesia, congregación, organización, concilio, federación o movimiento entienda o comprenda por falsa doctrina y apostasía. Pero toda enseñanza, instrucción o doctrina que se rebele, niegue, modifique, altere o cambie la doctrina del Señor Jesucristo, de sus apóstoles y profetas es apostasía, conforme a los siguientes pasajes: Efesios 2:20: 1ª Timoteo 1:10; 4:16; 6:3-5; 2ª Timoteo 2:17-18; 3:8-9; 4:3-4; Tito 1:14-16.
Desde su perspectiva, de acuerdo a lo que ha estudiado y comprendido en la Palabra de Dios sobre la apostasía, «hay una diferencia con la apostasía de 2ª Tesalonicenses 2:3 y los que apostatan, abandonan, renuncian o se rebelan contra el Señor Jesucristo de acuerdo a Mateo 24:4-5; Juan 15:2,4-6; 1ª Corintios 15:1-2,12-17; Colosenses 1:23; 1ª Timoteo 1:19-20; 1ª Timoteo 4:1,3-4; 2ª Timoteo 4:3-4; Hebreos 3:12; Hebreos 6:4,8».
«Todo tiene que ver con conductas individuales o personales que generan apostasía dentro las iglesias y fue lo que pasó en las iglesias que fundaron los apóstoles y por ello todas las advertencias contra estos apóstatas que tiene que ver directamente con el arrebatamiento de la Iglesia del Señor Jesucristo y no con el día del Señor y la manifestación del hombre de pecado, el hijo de perdición de 2ª Tesalonicenses 2:2-3», señaló el reverendo.
Agregó Anzola que «cuando se habla de apostasía en 2ª Tesalonicenses 2:3 no está relacionada al arrebatamiento de la iglesia del Señor Jesucristo, sino con el día del Señor y con la manifestación del hombre de pecado, el hijo de perdición. Esta apostasía se refiere a un masivo abandono de la fe a nivel mundial».
Entre las consecuencias para aquellos que caigan en la apostasía, el reverendo Anzola señaló que «serán quitados, apartados de la vid verdadera, ya que separados de Jesucristo nada se puede lograr y serán echados fuera como pámpanos y se secará, y asimismo los que gustaron de la buena Palabra de Dios y los poderes del siglo venidero, y recayeron, sean renovados para arrepentimiento, crucificando de nuevo para sí mismos al Hijo de Dios y exponiéndole a vituperio; si no retuvieron la palabra que se les predicó, creyeron en vano, los que quedaron atrapados por espíritus engañadores y doctrinas de demonios».
«Todas estas personas que sean apóstoles, profetas, evangelistas, pastores, maestros, misioneros, ministros y líderes que pertenezcan a iglesias u organizaciones, dejan de pertenecer a la verdadera y única Iglesia de Jesucristo y pasan a formar parte de lo que se conoce como la iglesia profesante o la iglesia nominal; es decir, la súper iglesia mundial que recibirá al inicuo cuyo advenimiento es por obra de Satanás, con gran poder y señales y prodigios mentirosos, y con todo engaño de iniquidad para los que se pierden, por cuanto no recibieron el amor de la verdad para ser salvos. Por esto Dios les envía un poder engañoso, para que crean la mentira, a fin de que sean condenados todos los que no creyeron a la verdad, sino que se complacieron en la injusticia», concluyó Anzola.

Orlando Anzola Aguilar

El Rvdo. Orlando Anzola Aguilar ha sido pastor y fundador de varias iglesias en diferentes ciudades de Venezuela, Curazao, Aruba, Ecuador, Europa, Norte y Centro de África, y a la vez ha formado y capacitado a los futuros obreros como pastores en las nuevas iglesias en Venezuela y en el extranjero, a través de la Organización Internacional Misionera para la cual trabajaba. Actualmente es el director del ministerio profético «Despiértate tú que duermes». Y realiza todo tipo de trabajo ministerial, como: conferencias, talleres, seminarios, consejerías y asesorías a las diferentes iglesias que lo requieran.

About Verdad y Vida

Check Also

“El hombre de pecado, el hombre de rebelión va a engañar a las naciones”

“La persona engañada cree que está del lado de la verdad cuando en realidad no …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.