Home / Especial / La homosexualidad está escrita en los genes

La homosexualidad está escrita en los genes

(Muy Interesante/ VyV – CHICAGO).-

De acuerdo a un estudio científico recientemente publicado y no exento de polémica, las preferencias sexuales de una persona tienen un origen biológico y no tanto psicológico, como sostienen los psicoanalistas. La investigación, a cargo de la Universidad de Chicago (EE.UU), identificó en una amplia muestra de varones dos tramos del ADN vinculados a la homosexualidad, un hallazgo sin precedentes que pone en entredicho la influencia de las vivencias de la infancia ante la posible existencia de un componente genético, al tiempo que acalla las voces más detractoras de la libertad sexual.
A día de hoy no se tiene plena constancia de los factores que definen la identidad sexual de una persona, si bien es cierto que la comunidad científica se inclina hacia una explicación biológica frente a la puramente psíquica. Algunas hipótesis sostienen que la homosexualidad se gesta durante la etapa intrauterina, es decir, antes del nacimiento del bebé, y que está ligada a los cambios hormonales en el cuerpo de la madre, ya que los niveles de testosterona influyen en el desarrollo de ciertas áreas cerebrales implicadas parcialmente en la atracción sexual. Otras apuntan hacia una respuesta inmune del cuerpo de la madre hacia un feto de género masculino, que al experimentarse de forma reiterada tras varios embarazos de varones, aumenta las posibilidades de tener un benjamín homosexual. La gran mayoría parece coincidir en los condicionantes prenatales de la identidad sexual.
En este sentido, parecía descartada la existencia de un gen específico asociado a la homosexualidad, pero la nueva investigación ha reabierto el debate al sugerir que las regulaciones epigenéticas sí juegan un papel importante. El equipo de científicos analizó el ADN de más de 400 parejas de hermanos, ambos homosexuales, y encontró dos secuencias del mismo ligadas a la homosexualidad, en las que, posiblemente, estarían involucradas multitud de genes. No obstante, los autores del trabajo hablan de «predisposición genética» y no de «determinismo», ya que la expresión de los genotipos está sujeta a los factores ambientales, con lo que las experiencias personales también perfilarían en cierta medida las inclinaciones sexuales del individuo.
Aunque no resulte posible por el momento afirmar taxativamente el origen genético de la homosexualidad, los científicos continuarán especulando en la línea de la raíz biológica, rechazando de pleno que se trate de una mera elección inconsciente y por tanto, que se pueda revertir.

Connotación espiritual
La homosexualidad es más un estado conductual, una decisión personal influida por factores sociales externos como el abuso sexual, mala relación familiar, entorno homosexual o permisivo; sin embargo, existe una gran posibilidad de que sea influida por transmisión generacional espiritual.
Esta sugerencia científica de que la homosexualidad es generada por la genética y no por las vivencias, es lo que espiritualmente se le ha denominado como «maldiciones generacionales o de parentela».
Estas maldiciones traen como consecuencia diversas herencias transmitidas a través de los genes, tales como mentalidad de pobreza, divorcios, enfermedades, familias disfuncionales, homosexualidad, entre otras. Por lo tanto, la verdad central gira en torno a que las maldiciones generacionales tienen mayor influencia en la vida de las personas de lo que ellos puedan creer.
En la mayoría de los casos, ni siquiera se explican el por qué de lo que les sucede, pero espiritualmente se sabe que parte de esta realidad pasa de generación en generación.
Dice la Palabra de Dios, el Señor asegura: «Visito la maldad de los padres sobre los hijos hasta la tercera y cuarta generación» (Éxodo 20:5b), lo que demuestra que lo que los padres, abuelos y tatarabuelos hagan afectará la vida de una persona, inclusive su identidad sexual que probablemente viene a ser influenciada de manera espiritual.
Una vez más, la ciencia prueba que la Palabra de Dios, sus principios y valores siempre prevalecen y son la verdad absoluta. La manera de frenar y acabar con las maldiciones generacionales, como la homosexualidad, es renunciando a ellas por medio de Cristo Jesús, arrepintiéndose y aceptándole como su único Señor y Salvador, sólo Él es quien libra del yugo de la opresión y la maldición del pasado.

About redaccion

Check Also

Las fuentes de traducción en lengua original utilizadas por Casiodoro de Reina

LAS FUENTES DE TRADUCCIÓN EN LENGUA ORIGINAL UTILIZADAS POR CASIODORO DE REINA PARA EL ANTIGUO …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.