Home / Opinion / ¿Qué subir a un grupo y qué no? (Algunas reflexiones), Eduardo Padrón

¿Qué subir a un grupo y qué no? (Algunas reflexiones), Eduardo Padrón

/ Freepik

Todos sabemos que los distintos grupos en los que participamos tienen sus reglas. ¿Qué pasaría si no contaran con algunas? Sería un completo caos, ¿verdad? Todos subirían lo que quisieran, como quisieran, con cualquier tipo de contenido y sin importar si vale la pena o no. Comprendo que esto no sucede en los grupos de creyentes; por lo menos lo último mencionado. Sin embargo, y esta es mi experiencia, he abierto grupos con ciertas reglas, por ejemplo, no política y, curiosamente son los creyentes los que han reaccionado saliéndose del mismo porque se les alienta a no hacerlo.
Pero dejando eso a un lado e incluso las reglas de cada grupo tan concretas y taxativas, pregunto, ¿habrá una forma de abordar el asunto dándole un toque diferente y apelando a lo razonable y a la madurez? Les dejo estas consideraciones a manera de respuestas a fin de que reflexionemos en lo que debemos y no debemos subir a ciertos grupos y evitarles la incomodidad de sentir que se les coarta su libertad al tener que ceñirse a algunas reglas.
Primero, averigüe claramente el propósito del grupo y decida que todo lo que vaya a compartir se relacione con el mismo. Si el grupo es de lectura, educación, teología, radiodifusión o filosofía elija no lo que le parezca bueno, agradable, alegre o supuestamente práctico o bello, sino lo que pueda asociarse sin dificultad.
Segundo, conserve el tono del grupo. El tono ―como se conoce en redacción― es la emoción principal reflejada en el estilo de quien escribe. El tono puede ser triste, trágico, irónico, serio, jocoso, informal, moralista y otros. Considero que ciertos grupos tienen su tono. Cuando vayas a subir algo al grupo, debes determinar si eso que piensas compartir se relaciona con el tono que transmite el grupo. Hay publicaciones que lastimosamente desentonan e incomodan. Y ni mencionemos los stikers. Hay grupos serios que son saturados de todo tipo de pegatina que aunque buenas para ciertos grupos, no lo son para todos.
Tercero, los grupos tienen una cierta naturaleza y hay temas que les son afines, congruentes y de interés. En otras palabras, los grupos también tienen sus expectativas relacionadas con sus propósitos muy propios: testimonios, avances, realizaciones, impactos, crecimiento, comunicación, madurez y otros. Antes de subir algo al grupo pregúntate si el contenido responde a lo que se supone se espera del mismo.
Como vemos el asunto es más de sentido común, de decidir con madurez. Espero que esto nos ayude un poco.

Eduardo Padrón
Pastor, comunicador y escritor
edupadron@gmail.com

About Verdad y Vida

Check Also

El resentimiento te duele más que a nadie, Rick Warren

Cuando cedes al resentimiento, terminas actuando de manera autodestructiva. Te lastimas mucho más que a …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *